Off-Topic: Warhammer Fin de los Tiempos

Games Workshop ha decidido cargarse el trasfondo de Warhammer Fantasy Battles… ¿el motivo de fondo? Las bajas ventas del juego que no llegaban ni al 8% del total, pero dicha despedida lo ha hecho a lo grande con cinco packs de libros de trasfondo y reglas adicionales con un mimo y un detalle increíbles en lo que al trabajo en estos se refiere.

¿Y como termina?

En serio, termina al estilo GRR Martin, lo cual para mi es algo completamente genial. Es como sí en la obra cumbre de Tolkien, el Señor de los Anillos,  delante del Monte del Destino apareciese un orco que matase a Frodo y Sam para robarles el anillo y darselo a Sauron o mejor aún… es como si Sauron saliese de su torre negra a repartir al estilo… “¡Incluso sin mi anillo os conquisto a todos!”

¿Como ha sido ese final?

FinWarhammer

 

Una vez explicado el detalle voy a ir al grano… ¿Por qué la gente pierde interés en los juegos? Pues por el hecho que tienen una falta brutal de contenido y mecánicas que convierten el entorno en aguas pantanosas que no se mueven. Tuve mi época jugando al juego y aún hoy en día mis miniaturas continuaban valiendo después de… ¡más de diez años! Por lo que durante diez años he sido una persona que he podido jugar al juego de forma competitiva sin dar ni un duro a la compañía madre, una compañía que para poder subsistir no paraba de subir los precios, lo que añadía más sal a la herida, hasta el punto en que jugar al juego resultaba algo completamente inalcanzable económicamente hablando.

Para que os hagáis una idea, yo que soy bastante pragmático solía compra cajas de ejercito una vez salían para pintarlas y jugar con ellas. Eran de unos 1500 puntos en miniaturas y me costaba 180 euros, ahora sus equivalentes no bajan de los 500 euros y estoy hablado de unos diez años de diferencia… ¡una inflación brutal en los precios! Claro esta que dichas miniaturas han seguido valiendo todo este tiempo y Games Workshop no ha dado ningún incentivo a la comunidad para que siga consumiendo y mantener vivo el juego… ¿Al final? Les ha explotado en las manos el inmovilismo, el cual estaba directamente relacionado con el trasfondo creado para el juego… algo que también les puede ocurrir con WH40K, pero este al ser más nuevo aún no le ha llegado la hora.

Total, que después de años donde los aficionados ya no les hacía falta comprar miniaturas, subidas de precios sin sentido y el hecho que no entraba savia nueva, al final esto afecto a las acciones de la compañía con un bajón espectacular de estas que ocurrió en Enero del año pasado:

¿Solución? Borrón y cuenta nueva con su juego más veterano de cara a su siguiente edición, lo que supondrá que buena parte de las miniaturas del juego que tenían su estética y justificación en las listas de ejercito a través del trasfondo serán sustituidas por otras al no existir ya ese trasfondo… lo que ha llevado a la siguiente reacción por parte de aquellos que hace unos años ya no compran miniaturas:

dawson-crying

Lo curioso es que esto no es nuevo. Wizards of the Coast ya se dio cuenta a finales de los 90 cuando decidió hacer que los torneos de su juego de cartas coleccionables girasen alrededor de las expansiones y la edición del set básico lanzada cada dos años… ¿el resultado? El juego sigue vivo debido a su dinamismo y por supuesto que hay gente que sigue jugando con las antiguas cartas pero esos sitios se acabarón convirtiendo con el tiempo el equivalente a un entorno de aguas estancadas y pútridas. Con Dungeons and Dragons paso lo mismo cuando pasaron al sistema D20 y cambiaron las bases del juego, de repente todos los libros que tenía la gente pasaron a estar desfasados y aunque algunos se quejaron los realmente aficionados a los juegos de rol siguieron jugando y comprando suplementos. Vamos, que el juego no termino en ningún momento ya que lo importante de un juego siempre ha sido el sistema de juego en si mismo y las posibilidades que ofrece en vez de la narrativa y el trasfondo, que en el caso de Warhammer ha sido el motivo de su muerte ya que le ha impedido tener sus ciclos de renovación.

Anuncios